Determinación: el rasgo que los líderes deben tener. - Acumen

Determinación: el rasgo que los líderes deben tener.

June 20, 2019

Las 3 estrategias de Angela Duckworth para desarrollar la determinación y firmeza que hay en ti y en los demás.

Con frecuencia, se les dice a las personas que trabajan en impacto social que nunca se den por vencidos, incluso cuando se encuentran en momentos difíciles. El mismo manifiesto de Acumen nos recuerda que abordar los problemas de la pobreza exige paciencia y bondad, flexibilidad y tenacidad; una esperanza de hierro.

Con menos frecuencia, a las mismas personas se les enseñan pasos prácticos para desarrollar realmente la determinación que requieren. ¿Cómo reúnes el impulso para seguir adelante, particularmente cuando te estás enfrentando a problemas enraizados en la historia como la falta de vivienda o el hambre en el mundo?

Para descubrir maneras concretas de que quienes trabajan en impacto social puedan mantenerse firmes, + Acumen habló con Angela Duckworth, psicóloga premiada de MacArthur Genius de la Universidad de Pensilvania, y autora del libro Grit: The Power of Passion and Perseverance (El poder de la pasión y la perseverancia). Ella es la experta a nivel mundial sobre cómo las personas pueden combinar la pasión y la determinación para mantenerse comprometidos con sus objetivos a largo plazo.

Después de trabajar como escritora de discursos y consultora en gestión de la Casa Blanca, Angela decidió ingresar al aula como maestra de matemáticas de secundaria en desafiantes distritos escolares en todo Estados Unidos. Ella observó cómo los problemas y retos de la pobreza influyen en los logros de los estudiantes. Esto inspiró su misión de vida: ayudar a los niños en condiciones de vulnerabilidad a tener éxito. A través de su investigación, Angela ha descubierto maneras de cultivar su propia determinación y de ayudar a otros a construir una sensación similar de persistencia. En este blog Angela comparte tres prácticas específicas que cualquier persona que trabaje en temas sociales complejos puede usar para construir esa característica imprescindible.

VISUALIZA TUS METAS EN UNA JERARQUÍA

Gran parte de la investigación de Angela se centra en cómo los expertos de talla mundial se acercan a los objetivos de largo plazo. Para quienes trabajan en impacto social, mantener el foco puede ser complicado. A menudo necesitarán girar o adaptar su enfoque o modelo de negocio sin dejar de centrarse en una misión social. Si quieres prepararte para ser valiente y emprendedor, Angela recomienda imaginar metas en una jerarquía que consiste en metas de bajo nivel, de nivel medio y un objetivo de alto nivel.

“Al final de esta jerarquía (bajo nivel) están nuestros objetivos específicos o de detalle”, dice Angela. Estas cosas podrían ser devolver una llamada telefónica a un socio comercial o completar el comunicado de prensa que comenzaste a redactar ayer. “Estos objetivos de bajo nivel existen simplemente como medios para los fines. Queremos lograrlos solo porque nos ayudan a conseguir algo más grande que queremos “, dice Angela.

En el nivel intermedio están objetivos de nivel medio. Estas son las razones por las que tus metas de bajo nivel son importantes. Para identificar tus objetivos de nivel medio, mira todos tus objetivos de bajo nivel y pregunta por qué te interesan.

Por ejemplo:
¿Por qué quieres publicar este comunicado de prensa? Respuesta: porque quieres que tu producto o servicio tenga reconocimiento y ganar tracción en los mercados locales.
¿Por qué quieres devolver a llamar a tu socio comercial? Respuesta: para poder finalizar el plan de distribución para tu nuevo producto.

Si continúas preguntándote por qué te interesa, descubrirás más y más objetivos de nivel medio. Eventualmente, puedes tropezar con algo donde la respuesta es solo “¡porque sí!”. Esa es una buena indicación de que has alcanzado un objetivo de nivel superior. “El objetivo de alto nivel no es un medio para ningún otro fin”, dice Angela, “es en cambio un fin en sí mismo”. A algunos psicólogos les gusta llamar a esto una “preocupación fundamental”.

En el caso de Angela, ella identificó que su principal preocupación es utilizar la ciencia psicológica para ayudar a los niños a prosperar. Esto significa que cualquier actividad que no esté incluida en esta amplia rúbrica es algo que debe examinar cuidadosamente para determinar si aún vale la pena realizarla. Por supuesto, ella también tiene una jerarquía separada de objetivos que gobiernan su vida como madre y esposa.

Si completas tu propia  jerarquía de objetivos, puedes diagnosticar rápidamente si has encontrado un conflicto entre ellos. Por ejemplo, puedes encontrar que tienes un montón de objetivos de nivel medio que no corresponden a un objetivo de nivel superior unificador. O es posible que tengas algunas jerarquías de objetivos en competencia que no estén conectadas entre sí.

“La determinación consiste en mantener el mismo objetivo de alto nivel durante mucho tiempo”, dice Angela. Esto significa que puedes cambiar o abandonar tus objetivos de bajo nivel o incluso de nivel medio si encuentras una mejor manera de lograr tu objetivo de nivel superior. En otras palabras, puedes renunciar a algunas cosas y seguir teniendo firmeza y determinación, siempre y cuando dejar de hacer esas cosas te ayuden a alcanzar tu único objetivo de largo plazo. Trabajar a través del proceso de construcción de una jerarquía de objetivos puede ser una manera concreta de obtener claridad sobre el objetivo máximo que desea perseguir.

HABLA SOBRE TUS FALLA DE UNA MANERA MÁS INTELIGENTE:

Otra práctica específica que Ángela recomienda para construir la determinación es observar de cerca la historia que se cuenta acerca de un fracaso. La próxima vez que encuentres un obstáculo, ya sea que un posible financiador te rechace o que lances un producto que no funciona bien, tómate unos minutos para reflexionar sobre las razones por las que crees que falló. Anota todas las causas potenciales detrás de tu falla. Ahora, mira cuidadosamente tu lista. Angela cuenta que los empresarios se hacen dos preguntas, basadas en la investigación sobre optimismo aprendido, conducida por su antiguo asesor, Martin Seligman:

Pregunta de Auto-reflexión 1: ¿Estoy enmarcando la falla como temporal o permanente? Por ejemplo, cómo dices: “Nuestra campaña de marketing más reciente no funcionó, por lo que el producto falló” o dices: “Soy malo en los negocios, así que nunca tendré los instintos para llevar este producto al mercado”. Si estás definiendo tu falla como temporal (“esta campaña de marketing fue fallida”) estás generando optimismo. Crees que hay cosas que podrías hacer de manera diferente la próxima vez, esto debería darte la esperanza de continuar. Sin embargo, si defiendes las causas de tus fallas en términos permanentes, tales como: “Soy malo en los negocios y siempre seré malo en los negocios”, estás demostrando una mentalidad fija. Es decir, estás cerrando tu creencia de que las cosas podrían cambiar, esto te deja poco margen para el optimismo. Una vez que hayas ordenado tu lista de fallas en causas temporales y permanentes, observa específicamente cualquiera de las causas que consideraste permanentes. Ángela aconseja que debes ver si hay formas en que puede re plantearlas como corregibles. “La capacidad de reparación motiva a empezar a eliminarlos como problemas”, dice ella.

Pregunta de Auto-reflexión 2 : ¿Estoy enmarcando el fracaso en términos específicos u omnipresentes? Del mismo modo, Angela quiere que veas si estás definiendo tus fallas de manera limitada o de manera muy amplia. Qué dices: “Nunca lo hago bien” o “No trabajé eficientemente esta vez porque tenía distracciones”. La primera explicación es muy generalizada, mientras que la segunda es más específica. Intenta que tus explicaciones sobre el fracaso sean lo más concretas posible y luego vincula directamente las medidas que puedes tomar para impulsar el cambio. Esto te ayudará a avanzar no solo hacia pasos más precisos, sino también a generar más optimismo y agilidad para continuar.

Enmarca el fracaso concretamente. Esto te ayudará a generar más optimismo para continuar. La investigación de Angela muestra que si quieres ser un emprendedor social valiente y exitoso y seguir con un objetivo complejo a largo plazo, como abordar el hambre en el mundo o enfrentar el calentamiento global, requiere que tengas esperanza. Específicamente, necesitas construir los hábitos de un “optimista aprendido”, o alguien que puede ver sus fallas como específicas, temporales y como obstáculos que pueden superarse.

NO RENUNCIES EN UN DÍA DURO.


“Definitivamente tengo días malos”, dice Angela. “Pero con más frecuencia de lo que me gustaría admitir, recurro a mi esposo y le cuento sobre todas las cosas malas que sucedieron”. Él escucha, y él le recuerda que no puede renunciar en un mal día.

Angela aconseja que respiren profundamente y regresen al día siguiente. Si decides girar o cambiar tus planes, hazlo en un momento en que tengas tiempo y espacio para reflexionar, en lugar de tomar una decisión en “caliente” y en un mal momento. Esto suena intuitivo, pero hacerlo es difícil, por lo que debes recordar su segundo consejo: encuentra a una persona que no te permita abandonar tus objetivos. Busca mentores, seres queridos, colegas y compañeros que puedan poner tu trabajo en perspectiva y ayudarte a que no lo abandones.

Cuando Ángela analiza los hábitos de los estudiantes de alto rendimiento, dice que los que se destacan no sólo saben cómo aprovechar sus intereses y practican para lograr su enfoque, sino también saben cómo reclutar a otros para ayudarlos a seguir siendo optimistas y mantenerse firmes en sus objetivos. En otras palabras, no puedes mantener tu determinación o firmeza de forma aislada o solitaria. “Encuentra a esa persona en cuyo hombro puedes llorar”, dice Angela. “Lo necesitarás”. Pueden ayudarte a clasificar tus objetivos de menor nivel y saber cuáles puedes abandonar para que puedas concentrarte en alcanzar tu objetivo de mayor nivel. Una vez que encuentres ese propósito superior, las personas que estén a tu lado deberían ayudarte a mantenerte comprometido”.

Si tu objetivo se centra en abordar problemas sociales difíciles, no ayuda golpearse la cabeza contra la pared o lamentarte cuando no haces bien las cosas la primera vez. La construcción de esas “agallas” no se trata solamente de perseguir obstinadamente un objetivo, incluso cuando estás triste o frustrado. Para mantenerte efectivo, también debes mantenerte optimista. Esto significa crear una mentalidad de crecimiento en el que reconozcas que tanto tú como las personas con las que estás trabajando son capaces de cambiar, inclusive en los momentos más duros del camino.

CÓMO SE RELACIONA ESTO CON NUESTRO TRABAJO

En Acumen le apostamos a crear una masa crítica de agentes de cambio social con las habilidades, los valores y el poder de cambiar la narrativa de la región; y lo hacemos cambiando la forma en que se forman nuestros líderes y en cómo definimos el liderazgo, basado en carácter y el éxito colectivo. Nuestra cultura se basa en nuestro manifiesto que posiciona la esperanza como un elemento crítico para generar cambios sociales. No en vano Angela  habla de la esperanza como indispensable para desarrollar coraje.

Tenemos un conjunto de cursos de liderazgo en inglés que abordan los elementos descritos por Angela, en especial el de desarrollar persistencia. Actualmente, nos encontramos generando más contenido virtual en español. Adicionalmente, en Colombia (como un piloto para el resto de América Latina) tenemos nuestro Programa de Fellows que busca proveer a un grupo de líderes de impacto social con el conocimiento; el laboratorio de práctica; los sistemas de soporte; y las habilidades para desafiar el statu quo, sacar provecho de la diversidad y lograr movilizar comunidades.

______

Acumen es una organización pionera que busca abordar de una manera disruptiva los retos de la pobreza y la desigualdad a través de dos grandes apuestas: Por un lado, la gestión de fondos de inversión de impacto dedicados a apoyar el crecimiento de modelos de negocio innovadores que tengan simultáneamente un alto potencial de mercado e impacto social. Por el otro, le apostamos a crear una masa crítica de agentes de cambio social con las habilidades, los valores y el poder de cambiar la narrativa de la región. Con estas dos líneas de acción buscamos catalizar la transformación de nuestra sociedad.

Este artículo hace parte de nuestra segunda apuesta.

Other Articles From Our Blog

Acumen Blog

Update on Acumen Pakistan

Read More

Acumen Blog

Doubling Down on Mini-Grids: A Call to Action

Read More

Acumen Blog

Acumen and Unilever launch Lean Data How-to Guide for Measuring Gender Impact

Read More

Get Our Newsletter To Stay Up To Date